El Gobierno pone fin a doce años de sequía industrial de UPN en la Zona Media con el polígono de Caparroso

Desde 2005, con el polígono de Artajona, los sucesivos gobiernos de UPN habían obviado por completo a esta zona
PoligonoCaparrosoV170731_imagen05

El Departamento de Desarrollo Económico del Gobierno de Navarra ha habilitado, con una inversión de 870.000 euros, una nueva área de actividad económica en Caparroso, en el Valle del Aragón, que pone fin a un periodo de 12 años sin desarrollar suelo industrial en la Zona Media, desde el desarrollo del polígono de Artajona que se inició en 2005.

Este segundo polígono industrial de Caparroso, ubicado en las inmediaciones del cementerio, está pensado para pequeñas y medianas empresas locales. El área, desarrollada por la empresa pública Nasuvinsa, inicia ahora su andadura con la implantación de seis empresas, que ya han adquirido parcelas, ocupando en total una superficie de casi 30.000 metros cuadrados.

La principal empresa que se instalará y con una mayor extensión será la cooperativa agrícola Santo Cristo, a la que se sumarán dos firmas del sector de las energías renovables, una empresa emergente (start up) y dos talleres de mecánica y maquinaria.

El polígono contempla, asimismo, su posible ampliación hasta los 38.000 metros cuadrados, con 3.000 metros de parcelas ya urbanizadas y listas para su venta -con superficies que se han comercializado y se venden a precios de 21 y 45 euros el metro cuadrado- y otros 5.000 metros cuadrados de suelo pendiente de urbanizar en otra fase, que se han planificado en previsión de un posible aumento de la demanda, ha detallado en un comunicado el Gobierno de Navarra.

El vicepresidente de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi, ha visitado este viernes el nuevo polígono, acompañado por el director de Nasuvinsa, José Mª Aierdi, y el alcalde de la localidad, Aquilino Jiménez. Posteriormente, representantes del Departamento de Desarrollo Económico y de Nasuvinsa han mantenido una reunión de trabajo con el Ayuntamiento de Caparroso para supervisar la urbanización del polígono y estudiar sus posibilidades de ampliación, atendiendo a las necesidades de infraestructuras y servicios que demanda el tejido productivo local.

Esta área económica ha sido desarrollada y urbanizado por Nasuvinsa, sociedad de suelo y promoción industrial del Gobierno de Navarra, a partir de la cesión de la totalidad del suelo por parte del Ayuntamiento, entidad que ocupará una de las parcelas en contrapartida.

Las potencialidades para reactivar la actividad económica que ofrecen la Zona Media y la Ribera de Navarra, ligadas fundamentalmente a los sectores agroalimentario y energético, “suponen una gran oportunidad para generar dinamismo y empleo en estas comarcas, para lo que resulta fundamental el impulso del sector público en la planificación y urbanización de áreas de actividad económica, así como en el acompañamiento a la iniciativa empresarial”, ha destacado el vicepresidente Manu Ayerdi, quien ha abogado por “romper la inercia de parálisis en materia de desarrollo de suelo industrial que se venía arrastrando en las riberas de los ríos Arga y el Aragón”.

“El polígono que abrimos hoy en Caparroso puede que no sea una extensa superficie de suelo industrial ni acoja inversiones de grandes multinacionales, pero simboliza la puesta en marcha de estrategias locales de desarrollo que este Gobierno quiere impulsar como motor para la reactivación económica de la Zona Media y Ribera, dos comarcas que han estado especialmente castigadas por el desempleo juvenil en esta última década”, ha añadido.

Por su parte, el director gerente de Nasuvinsa ha destacado “el giro a la política de promoción industrial y apoyo a la actividad económica” que esta sociedad ha imprimido durante los dos últimos años, “reforzando el liderazgo del sector público en la planificación y urbanización sostenible de suelo para dinamizar estrategias de desarrollo local y fomento del empleo”. Aierdi ha contrapuesto estos planteamientos a “determinados intereses de promotores privados, que en demasiadas ocasiones han condicionado con ansias especulativas los desarrollos de suelo industrial en la última época”.

En el caso concreto de Caparroso, José Mª Aierdi ha aplaudido “el espíritu de cooperación y sintonía” que Nasuvinsa ha mantenido con el Ayuntamiento, “y particularmente con su alcalde”, en la promoción de este segundo polígono industrial de apoyo a la pequeña empresa local agroalimentaria o energética, “dos sectores que están llamados a convertirse en puntales para la regeneración y el despegue económico y social de las comarcas de la Zona Media y la Ribera de Navarra”.

Así quedará el nuevo polígono cuando esté completo:

Secciones
#OrainEmpresa

Relacionado con