La Audiencia Nacional confirma el enjuiciamiento de tres jóvenes de Alsasua por delito de terrorismo

La Sala de lo Penal todavía no se ha pronunciado sobre los otros seis acusados
Imagen de una de las manifestaciones celebradas en Altsasu | Foto: Youtube
Imagen de una de las manifestaciones celebradas en Altsasu | Foto: Youtube

La Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha confirmado el procesamiento de tres de los nueve acusados de agredir a un sargento y un guardia civil en un bar de la localidad navarra de Alsasua, a los que a juez Carmen Lamela atribuye un delito de terrorismo en concurso ideal de lesiones, atentado y odio, sin que todavía la Sala haya decidido sobre los otros seis acusados.

En opinión de la Sala “no resulta descartable, sino todo lo contrario” que los procesados por el ataque cometieran un delito de naturaleza terrorista. “Con la información acumulada no podemos considerar los graves actos de la madrugada del 25 de octubre como una simple agresión y, mucho menos, como una pelea de bar”, especifican.

Ángela Murillo, Carmen Paloma González y Juan Francisco Martel respaldan la decisión de Lamela y precisan que no se puede obviar “el contexto veladamente opresivo” que existe en la localidad y el “grave rechazo” que produce en los atacantes la presencia de la Guardia Civil en Alsasua “donde incluso existe un movimiento que preconiza su expulsión y su aislamiento social”.

[Para leer más noticias sobre los detenidos de Alsasua]

La Sección habla en dos autos, hechos públicos este lunes, del clima de presión y hostigamiento que relacionan –haciendo referencia a distintas declaraciones de testigos– con el movimiento ‘Ospa Mugimendua‘ y la campaña ‘Alde Hemendik‘.

Aseguran que estas iniciativas “pretenden condicionar la vida de los Guardia Civiles y sus familias para crear una situación de temor y dificultad” en sus vidas cotidianas.

El objetivo es lograr que los agentes allí destacados pidan su traslado de destino ante el aislamiento social al que son sometidos por sus vecinos, agregan los escritos. Por todo ello, los magistrados se oponen a la petición de las defensas de que las actuaciones se remitan al Juzgado de Pamplona que investigó en inicio los hechos.

La juez de la Audiencia Nacional Carmen Lamela concluyó el sumario contra los nueve identificados el pasado 2 de febrero. Siete de ellos fueron enviados a prisión el pasado mes de noviembre y posteriormente la magistrada decretó la excarcelación de cuatro ellos. Otros dos permanecían ya libres con la obligación de comparecer dos veces por semana.

El resto de acusados, a la espera

Las defensas de los nueve recurrieron la decisión de la juez de procesarle unos días después de los arrestos por lo que la Sala tiene aún pendiente pronunciarse sobre el resto de acusados. En aquel auto la juez argumenta que no cabía demorar la decisión de procesarles ya que hay “motivos bastantes para afirmar con fundamento” que cometieron el delito.

Lamela enmarca la agresión en las rutinas de “hostigamiento” a los agentes del Instituto Armado que impone el colectivo Ospa Mugimendua, al que pertenecen algunos de los detenidos, y que opera en el municipio navarro. “Todos conocían con anterioridad la condición de Guardias Civiles del teniente y el sargento, siendo esta única y exclusivamente la causa por la que fueron insultados y golpeados”, dice.

[Para leer más noticias sobre los detenidos de Alsasua]

Considera que “actualmente cuentan con el apoyo de Bildu, Sortu y Ernai“. De hecho, concreta que en la localidad de Alsasua a este movimiento se le conoce como Ospa Mugimendua y tuvo su origen en marzo de 2011, cuando se creó la denominada “Comisión Antirrepresiva de Alsasua” que ha venido desarrollando diferentes actividades.

Secciones
#OrainPolítica

Relacionado con