La Clínica Universidad de Navarra dirige un ensayo clínico para tratar el cáncer de mama más agresivo

Participan el Complejo Hospitalario de Navarra, el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla, el Hospital de Basurto de Bilbao y Instituto de Salud Carlos III
CANCER DE MAMA | Mamografía

Un equipo de especialistas de la Clínica Universidad de Navarra desarrolla un ensayo clínico para tratar el cáncer de mama triple negativo con el fármaco Vismodegib, asociado a quimioterapia convencional.

La CUN es el centro promotor del ensayo en el que también participan el Complejo Hospitalario de Navarra, el Hospital Universitario Virgen del Rocío  de Sevilla y el Hospital Universitario de Basurto de Bilbao. Además, se realiza con la colaboración de la Plataforma Española de Ensayos Clínicos (SCREN) del Instituto de Salud Carlos III, ha informado la Clínica Universidad de Navarra en un comunicado.

El cáncer de mama es el tumor maligno más frecuente en las mujeres en países desarrollados y la segunda causa de muerte por cáncer en la población femenina tras el cáncer de pulmón. “Aunque la supervivencia del cáncer de mama ha aumentado por la mejoría en el diagnóstico precoz y en las terapias aplicadas, cada año se diagnostican en España alrededor de 25.000 nuevos casos”, ha subrayado la doctora Marta Santisteban que dirige el estudio.

Santisteban, codirectora del Área de Cáncer de Mama de la Clínica Universidad de Navarra, ha recibido la beca Ana Balil del Grupo GEICAM de Investigación en Cáncer de Mama.

Tras un nuevo fármaco

Según ha explicado la doctora Santisteban, “durante años, hemos realizado estudios con Vismodegib en líneas celulares de cáncer de mama y ratones inmunocompetentes, asociado a la quimioterapia convencional y hemos visto que la combinación generaba una mayor respuesta en los tumores”. “A partir de esos resultados, hemos diseñado un nuevo ensayo clínico y estamos incluyendo a pacientes con cáncer de mama triple negativo”, ha remarcado.

El objetivo del estudio multicéntrico se centra en probar la eficacia de este tratamiento en un total de 40 pacientes, con el que los especialistas pretenden ampliar el conocimiento de una vía de señalización tumoral que está alterada en aproximadamente en la mitad de los tumores de mama triple negativos.

“Conociendo la expresión de los genes relacionados con esta vía oncogénica, podríamos seleccionar el grupo de pacientes que se pueden beneficiar de este fármaco nuevo”, ha explicado la oncóloga. Dentro del amplio abanico de subtipos de cáncer de mama, aquellos con triple negativo (TN) constituyen el 15%. “Las recaídas de la enfermedad en los tres primeros años son habituales, empeorando de forma considerable el pronóstico una vez que las metástasis han hecho su aparición”, ha señalado.

Secciones
#OrainCiencia#OrainPortada#OrainSalud

Relacionado con