La Policía Foral detiene a cinco personas por distintos robos

Agentes de la Policía Foral, adscritos a la Brigada Judicial Norte, han detenido recientemente en Pamplona a una vecina de 34 años, y con numerosos antecedentes, como presunta autora...
Herramientas

Agentes de la Policía Foral, adscritos a la Brigada Judicial Norte, han detenido recientemente en Pamplona a una vecina de 34 años, y con numerosos antecedentes, como presunta autora de un delito de hurto. Los hechos sucedieron en el barrio de la Rotxapea, donde un hombre manipulaba un teléfono móvil de alta gama en la vía pública. La presunta autora entabló conversación con él y se abalanzó sorpresivamente proponiéndole contacto sexual. El hombre se resistió, momento en que la mujer sustrajo al descuido el teléfono móvil de la víctima.

Al percatarse de que le faltaba el terminal interpuso denuncia en la Oficina de Denuncias y Atención al Ciudadano de Policía Foral. A los días la víctima reconoció a la presunta ladrona en un establecimiento y aprovechó el momento para sacarle una foto que aportó a la Policía Foral. Los agentes la localizaron y apresaron, ya que además pesaba sobre ella una orden de detención. Se ocupa de las diligencias el Juzgado de Instrucción número 5 de Pamplona.
Por otra parte agentes de seguridad ciudadana adscritos a la comisaría de la Policía Foral en Tafalla han detenido a un vecino de Falces de 27 años por un presunto delito de hurto. El detenido aprovechó que el perjudicado se ausentó de la vivienda que comparten para registrar su habitación y hurtarle 1.000€. Las diligencias propias del atestado fueron enviadas al Juzgado de 1ª Instancia e Instrucción nº 1 de Tafalla.
Agentes de Policía Judicial Norte de la Policía Foral han detenido a un varón de Sakana de 29 años, y con antecedentes relacionados, como presunto autor de un delito de robo con fuerza. Los hechos ocurrieron en una vivienda de Olazti-Olazagutía cuando el detenido aprovechó la ausencia de los propietarios. Accedió por una ventana y consiguió llevarse ropa, zapatos, sábanas, mantas, vajilla, cubertería, electrodomésticos, lámparas, mobiliario y objetos decorativos. Según la denuncia que interpuso el perjudicado los objetos están valorados en 32.600€. Las investigaciones realizas por la Brigada de la Policía Criminalística de Laboratorio, gracias a una huella dactilar, posibilitaron la identificación y posterior detención del presunto autor.
Finalmente agentes de seguridad ciudadana han detenido recientemente en Nuevo Ártica a dos hombres por un presunto delito de robo con fuerza.
Gracias a la colaboración ciudadana la patrulla fue informada de que unas personas habían accedido a un recinto abandonado vallado y que en otras ocasiones ya había sido objeto de robos. En su interior localizaron a dos personas, un vecino de Villava de 46 años y un vecino de Pamplona de 43, ambos con antecedentes relacionados, que admitieron estar llevándose hierro del local. Los agentes comprobaron que las piezas de hierro que estaban serrando pertenecían a la estructura del edificio, lo que suponía un grave riesgo para la seguridad.

Además al pamplonés le constaban en vigor sendas órdenes de búsqueda, detención y personación, emitidas por dos juzgados de instrucción pamploneses y relacionadas con distintos robos con fuerza. Las diligencias propias del atestado fueron enviadas al Juzgado de Instrucción nº 1 de Pamplona/Iruña.

Secciones
#OrainSucesos

Relacionado con