La quiebra del Popular afecta a fundaciones de la Universidad de Navarra

Los accionistas del Banco Popular han perdido millones con la caída estrepitosa de la cotización de la entidad, que se ha visto finalmente comprado, al simbólico precio de un...
Una vista del edificio central de la UN | Foto: Google Maps
Una vista del edificio central de la UN | Foto: Google Maps

Los accionistas del Banco Popular han perdido millones con la caída estrepitosa de la cotización de la entidad, que se ha visto finalmente comprado, al simbólico precio de un euro, por el Santander. Entre esos accionistas, además de muchos particulares, hay fundaciones y fondos de inversiones con una estrecha ligazón con el Opus Dei, en general, y con la Universidad de Navarra en particular.

La maraña de fundaciones y fondos que controlan el accionariado del Popular es complicada de entender. Casi tanto como resulta comprender, para los legos en la materia, cómo una inversión de 532 millones de euros puede acabar valiendo hoy solamente 39 millones. Esa diferencia de casi 500 millones son las pérdidas de la Unión Europea de Inversiones (UEI), una firma que controla el 2’94% del capital del banco.

12% de la participación, en manos de la UN

Unión Europea de Inversiones, a su vez, está participada por diferentes firmas. Dos de ellas, la Fundación Universitaria de Navarra (con un 5’813%) y el Fondo Social de Cooperación – Fundación Vasconia (8,099%), están ligadas a la Universidad de Navarra. Es decir: más de un 12% de UEI se encuentra en manos, más o menos indirectamente, del centro universitario.

La relación es clara: si UEI ha perdido más de 500 millones de euros, las pérdidas de quienes controlan el 12% de dicha firma sumarán más de 50 millones de euros. Una importante hosca en las finanzas de la Universidad de Navarra, que en sus presupuestos del año pasado ya declaraba pérdidas.

El origen de las Fundaciones

La Fundación Universitaria de Navarra fue  creada en 1993 y “constituida para la promoción, desarrollo y financiación de las actividades propias de la Universidad de Navarra y sus relaciones con la sociedad”, y posee el 5’8% de la UEI. Tiene, según sus estatutos, un carácter benéfico-docente, y en su patronato encontramos conocidos nombres de la política y la economía navarra. Su presidente es José Manuel Ayesa, presidente de la CEN entre 1989 y 2010; y como vocal figura el que fue consejero del Gobierno foral, Ramón Bultó.

El Fondo Social de Cooperación – Fundación Vasconia incrementó en 2015 su participación en el Popular, llegando al 8% tras comprar las acciones que tenía el portugués Américo Ferreira de Amorim, considerado el empresario más rico de su país. Creada en 1975, tiene su sede en la Plaza del Castillo de Pamplona; hoy la preside Francisco Huarte Goñi y en su junta aparece como secretario Francisco Aparicio Valls. Éste fue secretario general del Consejo del Banco Popular y considerado el auténtico representante del Opus Dei dentro de la entidad bancaria.

La participación de la Fundación Vasconia en el Popular podía considerarse “de ida y vuelta”: mientras formaba parte del accionariado, recibía dinero del banco de manera anual. Además, es la Fundación que coordinaba los Créditos a la Excelencia de la Universidad de Navarra, que se daban precisamente a través del Banco Popular.

Secciones
#OrainEconomía#OrainSociedad

Relacionado con