Navarra cumple con creces el objetivo de déficit impuesto: 0’32% del PIB en 2016

El techo de déficit marcado por Madrid está en el 0'7% | En cifras, el déficit en 2016 se situó en 60'9 millones
Mikel Aranburu, consejero de Hacienda, junto a la portavoz del Gobierno María Solana
Mikel Aranburu, consejero de Hacienda, junto a la portavoz del Gobierno María Solana

Navarra terminó 2016 cumpliendo con los mandatos sobre el déficit, y además lo hizo con creces. El consejero de Hacienda y Política Financiera, Mikel Landaburu, ha informado este miércoles de los datos de déficit al cierre del año anterior. Son 60’9 millones de euros, lo que representa un 0’32% del PIB de la Comunidad Foral. La exigencia de Madrid se situaba en el 0’7%, tras haber subido el tope desde el 0’3% en el pasado mes de abril.

Navarra, por lo tanto, prácticamente hubiera podido cumplir el anterior techo de déficit, mientras que otras comunidades hubieran tenido mayores dificultades. A la espera de datos al cierre del año de algunas de ellas, la Comunidad Foral se encuentra sensiblemente mejor que otras como Castilla León (0’53% del PIB a cierre de noviembre), que han cumplido el objetivo actual pero no hubieran cumplido sin la modificación del techo hecha por el PP.

Aramburu: “Se ha gestionado con rigor”
Con los datos de noviembre, Aragón, Cantabria, Extremadura, Murcia y la Comunidad Valenciana no cumplían el objetivo, y la media de todas las comunidades autónomas se situaba en el 0’49% del PIB, frente al mencionado 0’32% de Navarra.

En el caso de Navarra, también los datos de cierre de 2016 son provisionales, puesto que, hasta mayo, no se tendrán los definitivos, que incluirán los últimos apuntes y auditorías. En todo caso, el porcentaje final de déficit sobre el PIB no cambiará por esos nuevos añadidos.

El consejero de Hacienda y Política Financiera, Mikel Aranburu, ha valorado positivamente estos datos, que demuestran, en su opinión, que el Gobierno ha gestionado con “rigor” las cuentas públicas.

Vigente aún la fiscalidad de 2014
Aranburu ha destacado que el dato se produce al tiempo que se han atendido las necesidades sociales, lo cual “reafirma al Gobierno de Navarra en la necesidad y oportunidad de la reforma fiscal emprendida”. Solo gracias a ella, se podrán “revertir los recortes en el gasto público que venía padeciendo la sociedad navarra durante los últimos años”, ha dicho Aranburu.

El consejero ha reiterado que los efectos positivos de la reforma fiscal no se harán visibles, en su mayor parte, hasta el cierre de 2017, aunque en 2016 ya hayan repercutido en las retenciones de trabajo del IRPF. Además, en 2016 todavía influye la reforma fiscal anterior, de 2014, que ha hecho que se hayan perdido 17 millones en el Impuesto de Patrimonio.

Secciones
#OrainEconomía#OrainPortada

Relacionado con