Navarra tan solo ha acogido a 255 refugiados desde octubre de 2015

El vicepresidente Laparra reclama a Madrid mayores competencias a las Comunidades para cumplir con las cifras prometidas
Refugiados-andando1

Navarra impulsa un proyecto de sensibilización y actuación en los procesos de acogida a personas refugiadas, una iniciativa que tiene como objetivo “favorecer la integración sociolaboral de las personas solicitantes y beneficiarias de protección internacional” y “la sensibilización a nivel comunitario para favorecer los procesos de inclusión”.

El proyecto cuenta con un presupuesto de 46.824,49 euros, de los cuales el Gobierno de Navarra financia 40.000 euros y el resto, 6.842,49 euros, son fondos propios de Cruz Roja, que se encarga de desarrollarlo, han explicado este viernes en rueda de prensa el vicepresidente de Derechos Sociales del Gobierno foral, Miguel Laparra, y el coordinador territorial de Cruz Roja en la Comunidad foral, Juanjo San Martín.

Las actividades propuestas se desarrollan en las localidades de Pamplona, Estella, Tafalla y Tudela. El proyecto contempla acciones tanto a nivel individual como grupal a través de talleres de diversas temáticas: adaptación al cambio, empoderamiento y toma de decisiones, autoestima, corresponsabilidad y autoconocimiento personal, entre otros.

Por otra parte, van a efectuarse diferentes actividades interculturales con objeto de trabajar la diversidad a través de acciones de sensibilización.

El vicepresidente de Derechos Sociales ha destacado que aunque se trata de un proyecto de “dimensiones reducidas” en cuanto al presupuesto, es una iniciativa “especialmente significativa”, ya que “complementa el programa estatal de acogida a las personas refugiadas”, que “se queda corto para conseguir los objetivos que se pretenden”.

En este sentido, ha puesto en valor que Navarra “está asumiendo una implicación por encima de sus responsabilidades más directas en un compromiso claro con respecto a un problema que es tremendamente importante a nivel global” y ha demandado “un mayor papel de las comunidades autónomas en los procesos de acogida e integración social reforzando sus competencias”.

Laparra ha remarcado que existen más de 65 millones de personas desplazadas en el mundo, una cifra que “parece que durante este año sigue aumentando”. Del total de personas desplazadas, aproximadamente 23 millones son desplazados internacionales y ha detallado que los primeros países de origen son Siria, Sudán, Afganistán y Somalia.

Ha explicado, además, que en el conjunto de Europa se han recibido 1.300.000 solicitudes de asilo y refugio, de las cuales unas 300.000 han tenido una repuesta positiva de los diversos países. Y que en el caso de España, el último dato oficial, de 2015, es de 15.000 solicitudes y para 2016 se prevé que puedan ser en torno a 20.000, aunque “poco más de un millar vienen encontrando una respuesta positiva”.

A la vista de estos datos, el vicepresidente navarro ha lamentado que “vamos a estar muy lejos de cumplir el objetivo asumido por España” respecto a la acogida de refugiados.

En cuanto a Navarra, ha explicado que desde el mes de octubre de 2015 se han acogido en la Comunidad foral a 102 unidades familiares, las cuales suponen un total de 255 personas, 185 de ellas acogidas por Cruz Roja Navarra. Del total de acogidas, 185 residen actualmente en la Comunidad foral. Durante este periodo se han acogido a 82 menores, de los que 52 residen en Navarra.

Por lugar de procedencia, predominan las unidades familiares provenientes de Venezuela (19,27%) Armenia (14,68%) y Ucrania (13,76%). Respecto a las unidades familiares de origen sirio, estas suponen un 8,26% del total de familias acogidas.

Por su parte, el coordinador territorial de Cruz Roja en la Comunidad foral, Juanjo San Martín, ha destacado que el proyecto presentado este viernes supone “un complemento y refuerzo del programa integral de acogida e integración de las personas solicitantes y beneficiarios de protección internacional”.

Además, se plantea “un abordaje de las dificultades propias de las personas refugiadas; un refuerzo de la intervención desde la perspectiva cultural y de género; y la sensibilización como herramienta transformadora de la sociedad”.

Secciones
#OrainPortada#OrainSociedad

Relacionado con