Navarra, una de las cuatro comunidades que van a lograr el equilibrio presupuestario en 2017

Según el Observatorio Fiscal y Financiero de las Comunidades Autónomas que publica la Fundación de Estudios de Economía Aplicada
Mikel Aranburu, Consejero de Hacienda del Gobierno de Navarra | Foto: Parlamento de Navarra
Mikel Aranburu, Consejero de Hacienda del Gobierno de Navarra | Foto: Parlamento de Navarra

Navarra ha hecho los deberes y es una de las cuatro comunidades que va a conseguir al cierre del ejercicio de 2017 el equilibrio presupuestario. La administración foral, según el el Observatorio Fiscal y Financiero de las Comunidades Autónomas que publica la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea), con un -0,3% va a lograr el objetivo al igual que otras tres de comunidades: La Rioja (+0,3%), Castilla-León (-0,3%) y Galicia (-0,3%).

Por otro lado, según Fedea, las comunidades de Madrid (-0,4% del PIB), Comunidad Autónoma Vasca (-0,5%), Cantabria (0,5%), Canarias (-0,6%), Asturias (-0,6%), Aragón (-0,6%), Cataluña (-0,6%) y Andalucía (-0,6%) van a conseguir cumplir el objetivo de déficit de 2017, fijado en un 0,6% del PIB.

Este cumplimiento se deberá, fundamentalmente según Fedea, a que el objetivo de déficit sólo se ha reducido una décima de 2016 a 2017, desde el 0,7% del PIB al 0,6% y a que  las comunidades autónomas de régimen común mejorarán en 6.586 millones de euros los recursos procedentes de entregas a cuenta y liquidaciones, cifra que equivale a casi el 0,6% del PIB en 2017.

Eso sí, aunque en su conjunto las administraciones van a cumplir el objetivo marcado, cuatro de ellas no lo van a lograr: Castilla-La Mancha (-0,7%), Extremadura (-0,8%), Comunidad Valenciana (-1,2%) y Murcia (-1,5%), de acuerdo con las estimaciones de Fedea.

“Las CC.AA. están en condiciones de cumplir con el objetivo de déficit de 2017 del 0,6% del PIB”, subraya Fedea, que proyecta para el cierre de 2017 unos ingresos un 4,6% superiores a los de 2016, frente a un incremento de los gastos del 2,9%.

Pese a ello, Fedea observa con preocupación que el gasto presupuestario homogéneo este creciendo a un ritmo del 4,5%, “muy superior” al límite que establece la regla de gasto (2,1%), lo que, según advierte en su informe, “puede poner en peligro la consolidación fiscal de los ejercicios siguientes”.

Para Fedea, éste es un “síntoma del agotamiento” de las medidas de consolidación fiscal puestas en marcha en años anteriores. No obstante, la Fundación recuerda que España es uno de los países de la UE con menor gasto en sanidad, educación y dependencia, por lo que entiende que la forma adecuada de compensarlo es con un “incremento permanente” de los ingresos.

Secciones
#OrainEconomía#OrainPortada

Relacionado con