Osasuna-Nàstic: el Comité de Competición desestima la denuncia porque no hubo incomparecencia

El organismo crea un precedente castigando al conjunto catalán con una multa de 602 euros por no procurar facilitar la disputa del partidos suspendido
OSASUNA NASTIC nieve

No hubo incomparecencia, no hay tres puntos para Osasuna y el ‘peligroso’ precedente para el fútbol español que podría crear una resolución en contra de la denuncia interpuesta por el club se queda en una multa de 602 euros por no “procurar” la disputa del partido en las 24 horas siguientes a la suspensión del partido señalado para el 1 de diciembre.

Esa es la resolución del Comité de Competición que deja en agua de borrajas la denuncia elaborada por el director general osasunista, Fran Canal, responsable último de su redacción, contra el Nàstic tras la negativa del equipo catalán a jugar el 2 de diciembre tras la suspensión del encuentro por la nevada que cayó sobre Pamplona la tarde-noche del viernes. Sin que el balón haya empezado a rodar, el Nàstic de momento ya gana este ‘partido’ por 0-2: logró la suspensión con un césped practicable y ahora le dan la razón cuando decidió abandonar Pamplona nada más suspenderse el partido.

Osasuna, que va a recurrir Osasuna ante el Comité de Apelación, sale además mal parado en esta primera instancia puesto que el Comité descarta el principal argumento esgrimido por el club navarro tras la suspensión del partido que debía haberse disputado en El Sadar el viernes 1 de diciembre: no hubo incomparecencia y sí un incumplimiento del artículo 126 del Código Disciplinario de la RFEF.

Lo explica así. “En primer término, porque, tras la suspensión del partido y la referida decisión de no permanecer en Pamplona, no estaba señalado día y hora para la celebración del encuentro, de tal modo que faltaría el elemento objetivo de la infracción prevista en el artículo 77 del Código Disciplinario de la RFEF, al no existir una expreso señalamiento para la celebración del partido suspendido. Mal se puede “incomparecer” si no se ha fijado día y hora para una comparecencia”, apunta el Comité.

Competición señala que el dichoso “procurará” al que se aferra Osasuna en su denuncia carece de fuerza imperativa: “estamos ante una una mera recomendación, advertencia o exhorto (“procurará permanecer” y que el castigo por no hacerlo no puede ser la pérdida de los tres puntos por “excesivo” y “desproporcionado”.

Así mismo, da la razón al Nàstic cuando recuerda que nadie podría garantizarle al club tarraconense que las condiciones meteorológicas permitirían la disputa del partido al día siguiente. “Dicha decisión de permanecer (recordemos: exhortada, pero no imperativa) no garantizaba absolutamente la celebración del partido en las veinticuatro horas siguientes a su suspensión, al no existir la certeza de que se cumpliera la condición que establece la propia citada Circular nº 5: “si cesa la causa que motivó tal suspensión”, concluye.

 

Secciones
#OrainOsasuna#OrainPortada

Relacionado con